Categorías Impulso Empresa

Most Popular

Consejos para pintar una fachada perfectamente

Consejos para pintar una fachada perfectamente

⏱ Menos de 2 minutos de lectura de contenido de interés

Si piensas pintar una fachada tu mismo, puedes reformar la pared de la fachada a un coste menor.

Pero sería una mentira decir que pintar una fachada es fácil. Para pintar una pared en la fachada correctamente, se necesita un buen método y mucha práctica como los pintores de fachadas profesionales.

PINTORES NEJARA te ofrece en este artículo importantes consejos esenciales que tienes que saber antes de empezar a pintar.


¿Es posible pintar la fachada solo?

Un buen consejo: no abordes una fachada si aún no estás acostumbrado a pintar. De hecho, para pintar una fachada, necesitas tener una buena experiencia en la pintura, incluyendo la albañilería. De hecho, tendrás que preparar la pared, elegir la pintura adecuada y luego usar técnicas de pintura específicas. Si buscas pintores en Madrid que te brinde garantía, asesoramiento y calidad y no te sientes en la capacidad de realizarlo tu mismo, no dudes en solicitar varios presupuesto a pintores profesionales.


¿Cómo se logra pintar una fachada?

Una cosa es cierta: si quieres pintar una fachada como un profesional, es mejor contratar a una empresa especializada. En cambio si quieres realizarlo tu mismo, hemos reunido cuatro consejos que deberías saber antes de empezar a pintar tu fachada:

1.- Contacta con el ayuntamiento

¿Te preguntas qué tiene que ver el ayuntamiento con tu trabajo de pintura? Es muy simple: cualquier cambio en el aspecto exterior de una casa debe ser notificado con antelación. Esto se aplica especialmente a la pintura de las fachadas.

Tendrás que ponerte en contacto con el ayuntamiento si deseas reformar la fachada o incluso cambiar la pintura. Para estas operaciones, es posible que tengas que hacer una declaración previa del trabajo a realizar, o incluso solicitar un permiso de reforma. También tendrás que informar al municipio si es probable que la obra interfiera con la vía pública, por ejemplo, si se usaran andamios en una acera. Todas estas obras requieren una autorización previa.


2.- Planea el cuadro

Una vez que haya obtenido todas las aprobaciones del municipio, debes preparar activamente la pintura de la fachada. Pintar una fachada no se puede improvisar. Para tener éxito, el trabajo debe ser cuidadosamente planeado:

  • Considera el clima: lo ideal es pintar una fachada a una temperatura moderada y sin viento, preferentemente en primavera. También deben evitarse los períodos de sol. En cualquier caso, comprueba que no llueva antes, durante o después de pintar la fachada.
  • Reúne el equipo adecuado: debes reunir el equipo adecuado y elegir un mural exterior. Debe estar perfectamente adaptado al material de la fachada.
  • Prepara el lugar: antes de pintar, no olvides proteger el suelo y las ventanas con lona y cinta adhesiva. Repara la fachada dañada

Para tener éxito en un trabajo de pintura, necesitas una superficie perfectamente preparada. Tu fachada no es una excepción a la regla.

Si tienes una fachada dañada por marcas o grietas, o particularmente sucia, ni siquiera saques el rodillo de pintura. Debes empezar por preparar la fachada, cepillar, quitar el polvo y reparar la superficie. Si es necesario, puedes ser necesaria una limpieza de alta presión. Sin embargo, la fachada debe dejarse secar durante 24 a 48 horas para evitar que se sature de agua.


3.- Usa una imprimación para fachada

Al igual que con la pintura de bloques o ladrillos de hormigón, recomendamos que utilices una imprimación adhesiva cuando quieras pintar la fachada de tu vivienda.

De hecho, incluso una fachada perfectamente preparada necesita una base. La imprimación adhesiva asegura una mejor adhesión de la pintura y una mayor resistencia a la humedad.


4.- Pintar metódicamente

Por último, es importante seguir una técnica de pintura muy específica. No se trata de pintar toda la fachada como tu desees. Para un resultado perfecto y sin rasguños, recomendamos que se trabaje en áreas pequeñas aproximadamente alrededor de un metro cuadrado. Trabajar de arriba a abajo, empezando con una capa vertical, seguida de una segunda capa horizontal evita arañazos, es esencial pintar una pared de la fachada de una sola vez.

Si crees que no tienes tiempo para terminar el muro, ¡no lo empieces!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar